Por una Asamblea Constituyente desde el Pueblo y para el Pueblo 

La Asamblea Territorial Barrio Puchacay (Concepción), rechaza el denominado “Acuerdo Por la Paz” ya que carece de legitimidad de origen, al ser desarrollado por la clase política impugnada y excluir deliberadamente al mundo social. Este acuerdo presenta mecanismos contra mayoritarios, incluyendo: i) la elección de representantes mediante el sistema de listas, volviendo casi imposible que candidatas/os independientes sean elegidas/os, y ii) el establecimiento de un quórum altísimo donde los disensos serán discutidos como materia de ley por un parlamento deslegitimado. Este acuerdo pretende ahogar las legítimas demandas estructurales del pueblo en un mecanismo que no cambia nada. En contraposición a este acuerdo, y como resultado de un proceso deliberativo y soberano de nuestras bases, emanamos la siguiente propuesta para construir una Asamblea Constituyente:
 

  • El Plebiscito de entrada considerará la pregunta acerca de la Asamblea Constituyente como el mecanismo de generación de una nueva Constitución. Podrán votar ciudadanos chilenos, residentes en Chile y el extranjero, a partir de los 14 años. Además, podrán votar ciudadanos inmigrantes que tengan residencia definitiva en Chile. Se debe promover y facilitar el voto de ciudadanos históricamente discriminados en el proceso electoral (analfabetos y personas en situación de discapacidad).
     

  • Las funciones de las/os Representantes de la Asamblea Constituyente corresponden exclusivamente a la discusión y diseño de una nueva Constitución para Chile y no poseerán facultades legislativas. De esta manera, una vez cumplido este mandato, la Asamblea Constituyente se disolverá inmediatamente.
     

  • Las/os Representantes deben manifestar los intereses de la ciudadanía y no encontrarse impugnados como clase política deslegitimada. Pueden ser candidatas/os a Representantes quienes cumplan con los requisitos para otros cargos elegidos por sufragio popular, con las siguientes excepciones. Estarán inhabilitados como candidatos aquellos “políticos profesionales” que hayan ejercido cargos políticos elegidos por sufragio popular, o quienes hayan sido designados por la figura del Presidente de la República. Además, estarán inhabilitados como candidatos quienes pertenezcan o hayan pertenecido a la oficialidad de las Fuerzas Armadas de Chile y de las Fuerzas de Orden y Seguridad Pública.
     

  • Las/los candidatas/os a Representantes serán elegidos mediante elección directa. Para promover las candidaturas de ciudadanas/os sin militancia política, se utilizará un sistema proporcional que no considere la realización de listas. De esta manera, cada candidatura se considerará independiente y deberá reunir el número de firmas patrocinantes estipuladas para candidaturas independientes de la última elección de Consejeros Regionales.
     

  • Para asegurar la representación de la diversidad de la población, se establece paridad hombre/mujer, efectiva al momento de la elección de Representantes. Asimismo se consideran cuotas para pueblos originarios, disidencias sexuales y de género, inmigrantes, personas en situación de discapacidad y grupos etarios subrepresentados en los cargos políticos (adolescentes y tercera edad).
     

  • Las/os Representantes de la Asamblea Constituyente no podrán postular a cargos elegidos mediante sufragio popular, sino hasta 10 años después de la fecha de ratificación de la nueva Constitución.
     

  • Las/os Representantes tendrán la obligación y exclusividad de redactar íntegramente el Estatuto de Funcionamiento de la Asamblea Constituyente, pudiendo decidir tanto las normas internas de deliberación y procedimientos, así como los quórum de aprobación para las distintas materias. No obstante, el plazo máximo de la Asamblea Constituyente no deberá superar los 12 meses.
     

  • Junto a la elección de Representantes se creará un grupo ciudadano observador del proceso constituyente, elegido al azar, cuya función sea velar por el cumplimiento del Estatuto de Funcionamiento de la Asamblea Constituyente.
     

  • La nueva Constitución debe ser redactada íntegramente por las/os representantes. Para plasmar adecuadamente los artículos de la Constitución, se debe asegurar financiamiento para la asesoría técnica y legal de las representantes en las distintas materias.
     

  • Se debe asegurar la promoción de instancias de consulta y deliberación territorial durante todo el proceso constituyente. Estas instancias deben contar con total transparencia y sus acuerdos serán entendidos como mandato para la/el Representante del territorio. Las/os representantes deberán reunirse periódicamente con la ciudadanía de su territorio a recoger las decisiones surgidas de estas instancias.
     

  • Es responsabilidad del Estado asegurar igualdad de propaganda para las distintas candidaturas a Representante. El Estado financiará de forma exclusiva las candidaturas, prohibiendo aportes de privados y generando un tope de gasto austero. Faltas a este punto implicarán el término anticipado de la candidatura o la destitución de la/el Representante.
     

  • Se debe asegurar una difusión amplia, pública y transparente del proceso constituyente en todas sus etapas, a través de diversos medios de comunicación públicos (televisión, prensa escrita, radio, internet, RRSS), garantizando la inclusividad hacia personas que hablen un idioma distinto al español o presenten alguna discapacidad visual o auditiva. 
     

  • La ciudadanía tendrá la facultad de desarrollar referéndums revocatorios en caso de que se considere que la/el Representante de su territorio no ha cumplido adecuadamente el mandato encomendado o modifique su programa en beneficio de intereses particulares.
     

  • Para fomentar los acuerdos, se propone un quórum general de ⅗ para la aprobación de los artículos de la nueva Constitución. Sin embargo, se propone un quórum de ⅔ para aquellos artículos de mayor relevancia e impacto transversal. Serán las/os Representantes, en el momento de formulación del Estatuto de Funcionamiento de la Asamblea Constituyente, quienes identifiquen las materias que necesiten estos quórum especiales.
     

  • Las materias que no alcancen el quórum, deberán resolverse mediante un plebiscito ciudadano previo a la ratificación de la Constitución. Asimismo, la nueva Constitución deberá ser ratificada por partes mediante un plebiscito ratificatorio. En ambos plebiscitos se consideran las mismas exigencias para los votantes del Plebiscito de entrada. Para todos los plebiscitos el voto deberá ser obligatorio.      

Asamblea Barrio Puchacay  Todos los Martes nos reunimos en la Plaza Lagos de Chile a las19:30 hrs

Logo ABP (sin fondo).png